Esta tierra sobre los ojos,
este paño pegajoso, negro de estrellas impasibles,
esta noche continua, esta distancia.
Te quiero, país tirado más abajo del mar, pez panza arriba,
pobre sombra de país, lleno de vientos,
de monumentos y espamentos,
de orgullo sin objeto, sujeto para asaltos,
escupido curdela inofensivo puteando y sacudiendo banderitas,
repartiendo escarapelas en la lluvia, salpicando
de babas y estupor canchas de fútbol y ringsides.

Pobres negros.

Te estás quemando a fuego lento, y dónde el fuego,
dónde el que come los asados y te tira los huesos.
Malandras, cajetillas, señores y cafishos,
diputados, tilingas de apellido compuesto,
gordas tejiendo en los zaguanes, maestras normales, curas, escribanos,
centroforwards, livianos, Fangio solo, tenientes primeros,
coroneles, generales, marinos, sanidad, carnavales, obispos,
bagualas, chamamés, malambos, mambos, tangos,
secretarías, subsecretarías, jefes, contrajefes, truco,
contraflor al resto. Y qué carajo,
si la casita era su sueño, si lo mataron en
pelea, si usted lo ve, lo prueba y se lo lleva.

Liquidación forzosa, se remata hasta lo último.

Te quiero, país tirado a la vereda, caja de fósforos vacía,
te quiero, tacho de basura que se llevan sobre una cureña
envuelto en la bandera que nos legó Belgrano,
mientras las viejas lloran en el velorio, y anda el mate
con su verde consuelo, lotería del pobre,
y en cada piso hay alguien que nació haciendo discursos
para algún otro que nació para escucharlos y pelarse las manos.
Pobres negros que juntan las ganas de ser blancos,
pobres blancos que viven un carnaval de negros,
qué quiniela, hermanito, en Boedo, en la Boca,
en Palermo y Barracas, en los puentes, afuera,
en los ranchos que paran la mugre de la pampa,
en las casas blanqueadas del silencio del norte,
en las chapas de zinc donde el frío se frota,
en la Plaza de Mayo donde ronda la muerte trajeada de Mentira.
Te quiero, país desnudo que sueña con un smoking,
vicecampeón del mundo en cualquier cosa, en lo que salga,
tercera posición, energía nuclear, justicialismo, vacas,
tango, coraje, puños, viveza y elegancia.
Tan triste en lo más hondo del grito, tan golpeado
en lo mejor de la garufa, tan garifo a la hora de la autopsia.
Pero te quiero, país de barro, y otros te quieren, y algo
saldrá de este sentir. Hoy es distancia, fuga,
no te metás, qué vachaché, dale que va, paciencia.
La tierra entre los dedos, la basura en los ojos,
ser argentino es estar triste,
ser argentino es estar lejos.
Y no decir: mañana,
porque ya basta con ser flojo ahora.
Tapándome la cara
(el poncho te lo dejo, folklorista infeliz)
me acuerdo de una estrella en pleno campo,
me acuerdo de un amanecer de puna,
de Tilcara de tarde, de Paraná fragante,
de Tupungato arisca, de un vuelo de flamencos
quemando un horizonte de bañados.
Te quiero, país, pañuelo sucio, con tus calles
cubiertas de carteles peronistas, te quiero
sin esperanza y sin perdón, sin vuelta y sin derecho,
nada más que de lejos y amargado y de noche.

Anuncios

Mandala , crochet

Publicado: 30 junio, 2019 en CROCHET, Sin categoría, TEJIDO
Etiquetas:, ,

Piastrellona con schema

ElenaRegina wool en facebook

Kavafis, “Itaca”
Cuando emprendas tu viaje a Itaca
pide que el camino sea largo,
lleno de aventuras, lleno de experiencias.
No temas a los lestrigones ni a los cíclopes
ni al colérico Poseidón,
seres tales jamás hallarás en tu camino,
si tu pensar es elevado, si selecta
es la emoción que toca tu espíritu y tu cuerpo.
Ni a los lestrigones ni a los cíclopes
ni al salvaje Poseidón encontrarás,
si no los llevas dentro de tu alma,
si no los yergue tu alma ante ti.

Pide que el camino sea largo.
Que muchas sean las mañanas de verano
en que llegues -¡con qué placer y alegría!-
a puertos nunca vistos antes.
Detente en los emporios de Fenicia
y hazte con hermosas mercancías,
nácar y coral, ámbar y ébano
y toda suerte de perfumes sensuales,
cuantos más abundantes perfumes sensuales puedas.
Ve a muchas ciudades egipcias
a aprender, a aprender de sus sabios.

Ten siempre a Itaca en tu mente.
Llegar allí es tu destino.
Mas no apresures nunca el viaje.
Mejor que dure muchos años
y atracar, viejo ya, en la isla,
enriquecido de cuanto ganaste en el camino
sin aguantar a que Itaca te enriquezca.

Itaca te brindó tan hermoso viaje.
Sin ella no habrías emprendido el camino.
Pero no tiene ya nada que darte.

Aunque la halles pobre, Itaca no te ha engañado.
Así, sabio como te has vuelto, con tanta experiencia,
entenderás ya qué significan las Itacas.

https://ciudadseva.com/autor/constantino-cavafis/poemas/

Recuerda, cuerpo

Recuerda, cuerpo, no sólo cuánto fuiste amado,
no solamente en qué lechos estuviste,
sino también aquellos deseos de ti
que en los ojos brillaron
y temblaron en las voces – y que hicieron
vanos los obstáculos del destino.
Ahora que todos ellos son cosa del pasado
casi parece como si hubieras satisfecho
aquellos deseos – cómo ardían,
recuerda, en los ojos que te contemplaban;
cómo temblaron por ti, en las voces, recuerda, cuerpo.

#kavafis
El poeta griego Constantino P. Kavafis nació (1863), vivió y murió en Alejandría, Egipto. Falleció el mismo día en que cumplía 70 años, el 29 de abril de 1933, en el hospital griego de su ciudad. Mientras estuvo vivo publicaba sus poemas sueltos, en hojas casi clandestinas. Su grandeza poética fue reconocida posteriormente a su muerte.
recién dos años después de su muerte sus amigos editaron alrededor de 150 textos. En España, la editorial Pre-Textos anunció en noviembre de 2015 la publicación de “Obra Completa”.
https://ciudadseva.com/autor/constantino-cavafis/poemas/

saco con cuello de trenzas y torzadas

Cuerpo y manjas en punto jersey y bordes en elástico doble

Trenzas clásicas, apareamiento simple: no está claro de dónde proviene la sensación de sofisticación y lujo refinado.
Tamaños: S / M / L / XL
Necesitará: 1400/1500/1650/1850 g de hilo blanco (233.371) Alaska (50% lana, 50% acrílico, 55 m / 50 g); Agujas de tejer número 4.5 y número 5.5.
Goma 2/2, agujas número 4.5: alternativamente 2 personas, 2 y.
La superficie frontal, las agujas número 5.5: personas. r. – personas. n., izn. r. – Izn. P.
Superficie lisa incorrecta, agujas número 5.5: personas. r. – Izn. n., izn. r. – personas. P.
Goma 1/1, radios número 4.5 y número 5.5: alternativamente 1 personas, 1 desgaste.
Patrón de panales de abeja, agujas número 5.5: el número de bucles es 10. Tejer de acuerdo con el esquema 1. Repita del 1 al 14 p.
Patrón de trenzaNúmero de agujas de tejer 5.5: el número de bucles es 18. Tejer bajo el esquema 2. Repetir desde el 1 al 20 p.
La densidad del tejido, los individuos. Superficie lisa: 15 p. y 20 p. = 10×10 cm.
Espalda y medias mangas: marque 86/92/98/104 n. Con el número de radios 4.5. Atar 7 cm (= 18 p.) Con una goma elástica 2/2. Continuar a los individuos. radios numero 5.5. A través de 36/37/37/38 cm (= 76/78/78/80 r.) Desde el borde de la esfera, agregue en ambos lados en cada 2ª p. 3 x 1 p., 1 x 34 p. Continúe en el 160/166/172/178 p. Recibido a través de 68/70/72/74 cm (= 140/144/148/152 p.) Cierre la parte superior para el borde superior Mangas y hombros biselados en ambos lados en cada 2ª p. 4 x 10 n., 3 x Y n. / 2 x 10 n., 5×11 n. / 7 x 11 n. / 5 x 11 n., 2 x 12 n. Cerrar 14/16/18/20 restantes n. Para corte de escote.
Estante derecho y medias mangas:
marcar 50/54/56/60 p. con agujas de punto 4.5, tejer 6 p. con una goma elástica 1/1, comenzando con 2 personas. p., 44/48/50/54 p. goma 2/2, comenzando con 2 internas. Después de 7 cm (= 18 p.) Del borde de composición tipográfica, continúe con las agujas Nº 5.5, tejer 5 artículos con una banda elástica 1/1, 46/49/52/55. Puntada, agregando 1/0/1/0 páginas en la 1ª p. (= 51/54/57/60 p.). A través de 36/37/37/38 cm (= 76/78/78/80 p.) Desde el borde de la esfera, agregue en el lado izquierdo como atrás, luego continúe en el párrafo recibido 88/91/94/97. A través de 42/43/43 / 44 cm (= 88/90/90/92 p.) Desde el borde insertado en el lado derecho hasta posponer para cortar el cuello 1 x 5 p., Luego disminuya a una distancia de 1 p. Desde el borde en cada 4ª p. 10 x 1 p. / 11 x 1 p. / 12 x 1 p. / 13 x 1 p. Continuar en el restante 73/75/77/79 p.
Para restar 1 punto a una distancia de 1 punto del borde: enlace 1 persona. p., 2 p. personas juntas. y tejer una fila hasta el final. A través de 68/70/72/74 cm (= 140/144/148/152 p.) Desde el borde de composición tipográfica, cierre la parte superior de la manga y el bisel del hombro en el lado izquierdo como en la parte posterior.
Estante izquierdo y medias mangas:
tejido simétricamente. Para restar del cuello en el lado izquierdo a una distancia de 1 punto del borde, tejer una fila hasta que queden 3 puntos en la aguja izquierda, atar 1 brocha (retire 1 punto como personas, 1 persona, y estírelo a través del lazo retirado) 1 persona n.
Mangas de lamas (2 uds.): marque 102/106/112/116 n. Número de radios 4.5. Ate 5 cm (= 12 p.) Con una banda de goma 2/2, separe todos los bucles.
Mitad izquierda del collar:marque 5 pp con agujas número 5.5, tejer 1 p. int. punto, 4 p. puntada de satén. A partir del 3er p. Añadir en el lado izquierdo en cada 2 º p. 17 x 4 p., Y tejer varios patrones, siguiendo el patrón. Enlace 1 pág. Recibió 73 p. En la siguiente fila de personas. lado * empate 44 n, gire el lienzo, retire 1 n. y tejer una fila hasta el final. Girar y enlazar 64 p. Girar, eliminar 1 p. Como izn. y tejer una fila hasta el final. Enlace 2 pág. en todos los bucles. * Empate 18/19/20/21 veces desde * hasta *, pero al final empate 4 p. en todos los bucles en lugar de 2 p. y aplazar todos los bucles.
La mitad derecha del collar: tejido simétricamente.
Cordones decorativos(4 piezas): para cada encaje, marque 4 artículos con las agujas No. 5.5. Caras de punto. Puntada satinada: 2 cordones de 300 cm de largo (= 600 p.) y 2 cordones de 250 cm de largo (= 500 p.). Estira el hilo a través de cada última fila, si es necesario, puedes disolver el exceso.
Construir:Realizar costuras de hombros y costuras superiores de las mangas. Cosa las mitades del collar con un “lazo en el lazo”, luego cose el collar a lo largo del borde del escote, comenzando a 42/43/43/44 cm desde la parte inferior de los estantes, conectando el lado frontal del collar con el lado incorrecto de la chaqueta. Coser “loop in the loop” coser las mangas de la correa. Corre las costuras de las mangas y las costuras laterales. Cosa la base del cordón decorativo más largo a la parte inferior del collar desde el lado de la celda (borde exterior), luego tire del lazo de 8 cm de largo (con su dedo o gancho) a través del orificio de la primera celda, tire del segundo lazo a través del segundo agujero y pase el segundo ciclo a través de 1 th y así sucesivamente hasta la mitad del collar, formando así una cadena. Pase el extremo del cordón a través del último bucle, formando un pequeño anillo, cierre el lazo y cosa el extremo del cordón en el lado incorrecto. Haga lo mismo con el segundo cordón en la segunda mitad del collar y, para terminar, pase el extremo de este cordón en el anillo de la primera cadena, luego en el penúltimo bucle, cierre el lazo y cosa el extremo del lado equivocado. También vienen con los cordones 3 y 4, pasándolos a través de la 2ª p. panal

🎈Aclaración🎈: la traducción La hace Google o sea que hay que adivinar un poco pero pueden ayudar los esquemas y las fotos

Fotografía de Alex Mazurov

Los espejos ¿Qué es un espejo? No existe la palabra espejo, sólo espejos, porque uno solo es una infinidad de espejos. ¿En algún lugar del mundo hay una mina de espejos? No hacen falta muchos para tener una mina centelleante y sonámbula: bastan dos y uno refleja el reflejo de lo que el otro reflejó, con un temblor que se transmite como un mensaje intenso e insistente ad infinitum, liquidez en la que se puede sumergir la mano fascinada y retirarla goteando reflejos, los reflejos de esa agua dura. ¿Qué es un espejo? Como la bola de cristal de los videntes, me arrastra al vacío que para el vidente es su campo de meditación y para mí el campo de silencios y silencios. Ese vacío cristalizado que tiene dentro de sí espacio para seguir siempre adelante sin parar; porque el espejo es el espacio más profundo que existe. Y es algo mágico: quien tiene un trozo roto puede irse a meditar con él al desierto. De donde volvería también vacío, iluminado y translúcido, y con el mismo silencio vibrante de un espejo. Su forma no importa; ninguna forma consigue circunscribirlo y alterarlo, no existe un espejo cuadrangular o circular: un pequeño pedazo es siempre todo el espejo: se saca de su marco y crece como se derrama el agua. ¿Qué es un espejo? Es el único material inventado que es natural. Quien mira un espejo y consigue al mismo tiempo la independencia de sí mismo, quien consigue verlo sin verse, quien entiende que su profundidad consiste en que está vacío, quien camina hacia el interior de su espacio transparente sin dejar en él el vestigio de la propia imagen, ha entendido su misterio. Para eso hay que sorprenderlo en su soledad, cuando está colgado en un cuarto vacío, sin olvidar que la más fina aguja frente a él podría transformarlo en la imagen de una aguja. Debo de haber necesitado mi propia delicadeza para no atravesarlo con mi propia imagen, porque un espejo en el que me veo soy yo, pero el espejo vacío es realmente el espejo vivo. Sólo una persona muy delicada puede entrar en el cuarto vacío donde hay un espejo vacío, con una ligereza tal, con una ausencia de sí misma tal, que la imagen no se marque. Como premio, esa persona delicada habrá penetrado entonces en uno de los secretos inviolables de las cosas: he visto el espejo propiamente dicho. Y he descubierto los enormes espacios helados que tiene en sí, sólo interrumpidos por algún que otro bloque de hielo. En otro instante, éste muy infrecuente –y es necesario estar al acecho días y noches, ayunando de uno mismo, para poder captar ese instante–, en ese instante conseguí sorprender la sucesión de oscuridades que hay dentro de él. Después, sólo en blanco y negro, recobré también, con un escalofrío, una de sus verdades más difíciles: su gélido silencio sin color. Hay que entender la violenta ausencia de color de un espejo para poder recrearlo, como si se recrease la violenta ausencia de sabor del agua.

De Para no olvidar, Crónicas y otros textos, Colección Libros del tiempo

Editorial Siruela 2010

Clarice Lispector
(Ucrania 1920 – RJ, Brasil, 1977)
de Para no olvidar, Crónicas y otros textos, Colección Libros del tiempo,
Editorial Siruela, 2010

Traducción de Elena Losada

O RECRUTAMENTO

Os passos estão se tornando mais nítidos. Um pouco mais próximos. Agora soam quase perto. Ainda mais. Agora mais perto do que poderiam estar de mim. No entanto continuam a se aproximar. Agora não estão mais perto, estão em mim. Vão me ultrapassar e prosseguir? É a minha esperança. Não sei mais com que sentido percebo distâncias. É que os passos agora não estão apenas próximos e pesados. Já não estão apenas em mim. Eu marcho com eles.

EL RECLUTAMIENTO

Los pasos se están volviendo más nítidos. Un poco más próximos. Ahora suenan casi cerca. Todavía más. Ahora más cerca de lo que podrían estar de mí. Sin embargo continúan acercándose. Ahora no están más cerca, están en mí. ¿Van a sobrepasarme y a seguir? Es mi esperanza. Ya no sé con qué sentido percibo las distancias. Es que los pasos ahora ya no sólo están próximos y fuertes. Ya no sólo están en mí. Yo marcho con ellos.

https://libroemmagunst.blogspot.com/2013/01/clarice-lispector-el-reclutamiento.html?m=1